El gremio empresarial resaltó, a través de un comunicado, que si el Ejecutivo continúa aplicando medidas que afectan directamente al sector privado “vienen más cierres de empresas”.

Para Fedecámaras Bolívar, los recientes anuncios económicos entre los que destaca el aumento salarial de 300% son cada vez más frecuentes porque “el gobierno no ha sabido tomar las medidas necesarias para competir con la hiperinflación por la que atraviesa el país”.

“Desde 1999 se han aplicado 48 incrementos salariales y 26 de estos han sido a partir del 2013”, explicó la junta directiva de Fedecámaras Bolívar a través de un comunicado.

Los continuos incrementos, sostuvo el gremio empresarial, son considerados una violación al diálogo social y tripartito “y la queja primordial es que no miden el impacto de las decisiones”. “Si bien un aumento es necesario, sin medidas que contrarresten la crisis económica los aumentos seguirán convirtiéndose en sal y agua. Además, es un saber público que eran muy pocas las empresas privadas que pagaban Bs. 4.500; todas han recurrido a incentivos para mantener la calidad de sus servicios y la satisfacción de sus trabajadores”.

La coalición empresarial destacó que, además, medidas como el control de precios solo consiguen deprimir aún más la economía y fomentar la escasez, “ya que pretender congelar costos en una economía hiperinflacionaria es un atentado a los comercios que ha conseguido cerrar centenares de pequeñas, medianas y grandes empresas en el país”.

“Si el Estado continúa aplicando medidas que afectan directamente al sector privado, vienen más cierres de empresas”, puntualizó Joni Houda, presidente de Fedecámaras Bolívar.